El stretching se basa en la realización de estiramientos y consiste en realizar movimientos suaves y lentos con los que se preparan a los músculos, alargándolos más allá de la longitud que mantienen en reposo con el fin de reducir la tensión muscular y ayudar a coordinar sus movimientos.

A la hora de realizar estos ejercicios, es fundamental tener en cuenta:

  • Al estirar no debemos sentir dolor sino cierta tensión o resistencia en el músculo. El dolor es un aviso de que se puede producir una lesión.
  • Los estiramientos deben ser mantenidos alrededor 20 o 30 segundos para después volver a relajar el músculo.
  • Debemos mantener una correcta alineación corporal y una postura correcta para que los estiramientos sean efectivos y seguros.

La práctica del stretching está indicado para:

  • Reducir el estrés
  • Equilibrar cuerpo y mente
  • Tomar consciencia de tu cuerpo
  • Aliviar dolores musculares y articulares
  • Mejorar la movilidad del cuerpo
  • Mejorar la postura

¡Consúltamos!

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
He leído y acepto la política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted